jueves, 14 de junio de 2007

Mi primera tabla de surf

Pues estando en Perth, Western Australia, conocí a un francés que tenia un problema con su tarjeta de crédito y no podía sacar hasta después de semana santa que era cuando abrían los bancos. El pobre no tenía ni para comer. Entonces me ofrecí a prestarle dinero aun sabiendo que no me lo podría devolver porque yo me marchaba de Perth al día siguiente dirección Melbourne.

Me decía, “¿Cómo te lo voy a devolver?”, y yo decía “Tranqui, sin problemas…”. Entonces el me miró pensativo y dijo “Espera un momento”. Hizo una llamada y me dijo “Cuando llegues a Melbourne llama a este número y un amigo mío te dará mi tabla de surf que la dejé en su coche porque no podía viajar con ella”. Y así hice. Al poco de llegar a Melbourne y asentarme llamé a su amigo alemán y voilá…



Mi primera tabla de surf. Mírame que salao que estoy con ella al lado de la furgo de Patro y Ripi.

No la llegué a usar, pero eso es otra historia...



Besos desde el lejano oriente.

1 comentario:

Alistair Casablancas dijo...

Hola, me llamo Christian, soy chica, soy de México y leyendo tu última entrada, me he leido a mí, por lo que espero que te apetezca darme tu correo electrónico, me gustaría hacerte algunas preguntas sobre tu vida.
Si quieres ver por tí mismo la similitud incluso de las palabras ve mi blog, es www.alistairyderivados.blogspot.com Revisa la entrada llamada "Nada es lo que parece" es de Octubre del 2011.
Espero te interese la propuesta, me encuentro en el hoyo desde que tengo uso de razón porque no se cómo salir.